ANDRÉS ELOY BLANCO, POETA

ANDRÉS ELOY BLANCO O EL JUGLAR DE LA POESÍA VENEZOLANA
ESCRIBE EGLY COLINA MARÍN


Si vivir en el corazón del pueblo, afincarse en su sentimiento y su habla constituye la mayor aspiración de un poeta, Andrés Eloy Blanco, pertenece a los pocos que en este país ha transformado en piedra dura, su sueño.


La facultad noblemente juglaresca plena de gracia, puesta en juego en parte de su obra, muestra la mitad de un rostro cargado de desprejuiciada humanidad, abierta al ancho mar de una poesía, que aletea en los aledaños de la expresión simple y pura, y va directamente al pueblo, de este pueblo que entiende el sentimiento sin complejidades.


La otra mitad de ese rostro de Jano de la poesía venezolana, vuélvese grave cuando quiere serlo.

Es notable la plasticidad, el ingenio dúctil de ese hombre polifacético: dulce, humorístico o dramático, según el tiempo del humor de su índole, pero siempre transido de humanidad, dentro de la cual la justicia muestra frecuentemente la espada.

Ancha fue la cobertura de su acción, como hombre público y como varón, consagrado al ejercicio de las letras. Su tarea de legislador no empañó el espejo de su innata pureza. Su voz en el Parlamento no estranguló el ruiseñor que encontraba un árbol en medio del concreto, para iniciar su canto.

Andrés Eloy es lo que puede definirse con toda propiedad: una figura inolvidable. Y, esa falta de olvido en un mundo acostumbrado a olvidar, se fundamenta no sólo en su poesía; sino en la suma de una individualidad, cuyo dos más dos, lo constituye el poeta sumado al hombre. 

Su voz de congénito demócrata se escucha todavía como un eco viviente, ora como Ministro o Parlamentario, ora mordiendo el polvo del destierro en tiempos neblinosos, ora como la de un combatiente por una convivencia humana superior, que es, el espíritu esencial de su obra toda. 

Si, acaso la aspiración de todo bardo sea traspasar de la página escrita, a la boca del pueblo. ..


...ANDRÉS ELOY ALCANZÓ ESTE FIN. EL ECO DE SU VOZ RESUENA EN LOS CORAZONES DE QUIENES ASPIRAMOS RETRIBUIR EN MÍNIMO, EL COMPROMISO CON LA HISTORIA, A AQUELLOS QUE COMO ANDRÉS ELOY BLANCO CONTRIBUYERON CON SU OBRA Y CON SU ACCIÓN, A HACERLA MÁS HUMANA Y TRASCENDENTE.

HONOR A QUIEN HONOR MERECE



Comentarios

Entradas populares de este blog

BELÉN SANJUAN COLINA

CARMEN VICTORIA PÉREZ, ANIMADORA.