ALEJANDRO DUMAS

                                                      ALEJANDRO DUMAS


 (Alejandro Dumas padre; Villers-Cotterêts, Francia, 1802 - Puys, id., 1870) Novelista francés. Hijo de un general del ejército francés que dejó a su familia prácticamente en la ruina al morir en 1806, Alexandre Dumas tuvo que abandonar pronto sus estudios. Llegó a París en 1823, tras una primera experiencia como pasante de abogado, lleno de ambiciones literarias. Gracias a su puesto de escribiente para el duque de Orléans, que obtuvo por recomendación del general Foy, consiguió completar su formación de manera autodidacta.


Dumas

Desde 1825 editó poemas y relatos largos, y representó vodeviles en teatros de variedades, pero el verdadero inicio de su carrera como dramaturgo se produjo en 1829, con Enrique III y su corte, primera manifestación de la nueva generación literaria romántica, anticipándose un año al Hernani, de Victor HugoAntony, en 1831, marcó los principios de una etapa de creación infatigable de dramas, tragedias y melodramas, casi todos de exaltación de la historia nacional de Francia.

Gran admirador de Walter Scott, a partir de 1832 escribió también novelas históricas, aprovechando el auge del género propiciado por su publicación por entregas en los periódicos. A pesar del poco éxito de sus primeras novelas, la aparición de Los tres mosqueteros, en 1844, significó su salto a la fama. Las sumas ingentes de dinero que se le ofrecían, dada la creciente demanda de sus novelas por parte del público, motivaron una verdadera explosión en la producción de Dumas. Trabajando incontables horas al día, y con la ayuda de varios colaboradores (entre los que destacó el historiador Auguste Maquet, con quien trabajó de 1839 a 1851), llegó a producir ochenta novelas, de desigual calidad.

La mayoría de ellas pertenecen al género histórico o al de aventuras, en el que destaca sin duda El conde de Montecristo. La escasa profundidad psicológica de los personajes se ve ampliamente compensada por una exuberante inventiva a la hora de crear las intrigas, y por el perfecto dominio de los diálogos, siempre ágiles y vivaces. Sin duda, éste fue el motivo de que sus obras fueran frecuentemente trasladadas al teatro. Con este fin fundó en 1847 el Théâtre Historique, en París, empresa que cuatro años más tarde quebró a causa de las deudas contraídas, a pesar del éxito obtenido.

La enorme vitalidad de Dumas le llevó a probar todos los géneros de la literatura y, si bien es cierto que sus ensayos históricos no tuvieron mucha relevancia, la serie de sus Impresiones de viaje (1835-1859), en cambio, lo convirtió en el primer maestro del gran reportaje. Realizó una breve incursión en el universo político; fue nombrado capitán de la Guardia Nacional parisina, pero se enemistó con Luis Felipe de Orleans, y, tras un estrepitoso escándalo en las Tullerías, rechazó el nuevo régimen y volvió a la literatura. Tras dos fracasos electorales sucesivos en marzo y junio de 1848, en 1851, huyendo más de sus acreedores que de Napoleón III, se exilió en Bélgica, donde redactó sus apasionantes y pintorescas memorias, y compuso nuevas novelas de aventuras.

Regresó a Francia en 1853 y fundó la revista satírica El mosquetero, que se transformó, en 1857, en El Monte-Cristo. Ante la continua censura de Napoleón III, abandonó de nuevo Francia y se sumó a la expedición de Garibaldi en Sicilia, en 1860. Se encargó de comprar armas para el revolucionario italiano y se instaló, durante cuatro años, en Nápoles, donde Garibaldi lo nombró conservador del museo de la ciudad. Enemistado con el cardenal Francesco Zamparini, fue expulsado por los napolitanos, e impulsó en París nuevos intentos periodísticos, que abortaron al poco tiempo.

Arruinado, vivió los últimos años de su vida a costa de su hijo Alexandre Dumas, también escritor, y de su hija, Madame Petel. Pretendía haber escrito más de mil doscientas obras, y, aunque sin duda exageraba la cifra, dejó unos trescientos libros y numerosísimos artículos, que hicieron de él uno de los autores románticos más prolíficos y populares de Francia.

Cómo citar este artículo:
Fernández, Tomás y Tamaro, Elena. «Biografia de Alexandre Dumas». En Biografías y Vidas. La enciclopedia biográfica en línea [Internet]. Barcelona, España, 2004. Disponible en https://www.biografiasyvidas.com/biografia/d/dumas.htm [fecha de acceso: 6 de junio de 2022].

Pedro Nicolás nace el 13 de noviembre de 1928. El sacerdote José León Rojas Chaparro le lleva a estudiar a un colegio de San Cristóbal regentado por los Padres Jesuitas. Luego lo lleva consigo a La Grita y estudia en el Liceo Militar Jáuregui, que para la época era civil.
En 1947, el Padre Rojas es elegido diputado a la Constituyente y Pedro Nicolás sigue sus pasos y estudia en el colegio Corazón de Jesús de Los Teques, también regentado por Sacerdotes Jesuitas. Para costearse parte de los estudios, da clases en el colegio Sucre y San Ignacio.
En Caracas hace las veces de reportero gráfico. Ingresa en el Instituto Pedagógico Nacional. Fue director del Colegio José Gregorio Hernández dedicado a la formación de normalistas. Dicta clases en el Instituto de Educación Especial para maestros. Fundador de la AVAC (Asociación Venezolana de Acción Católica). Fundador en la Ciudad de La Grita del Partido Social Cristiano COPEI, donde milita por toda su vida.
Egresa del Instituto Pedagógico en 1951 de Licenciado en Historia. En 1955 casa con Margot Millán y de ese matrimonio son: Pedro José, Margarita, José Francisco, Rafael, Pablo, Juan, Manuel, Carlos y María Gabriela. En 1960 fue nombrado Director del Consejo Técnico de Educación.
Fue Vice - Ministro de Educación. Diputado y Senador por el Táchira, hizo de Orador de Orden con motivo del 19 de abril. Funda en Caracas la residencia para jóvenes de escasos recursos de todo el país que iban a estudiar en el Pedagógico. Fue Representante en la OEA para la educación latinoamericana.
Fue Gobernador del Táchira, Embajador en Colombia. Estuvo en Francia para observar los institutos universitarios. Se interesó sobre manera para que San José de Bolívar tuviese el Liceo, siendo uno de los primeros Municipios del Táchira en lograrlo, que con en el transcurso del tiempo sus numerosas promociones han formado profesionales de destacada actuación en el país. La primera promoción fue apadrinada por su hermano: El Padre Pepe y llevó su nombre. Fallece Pedro Contreras Pulido Pulido en Caracas, donde hoy reposan sus restos.

Estos tres rioboberos son ejemplo de constancia y tesón, tres paujileros universales que ya dejaron escrito su hoja en la historia local del poblado.
Sean ellos ejemplos para las nuevas generaciones, y que de ellos aprendan que también del campo salen hombres y mujeres grandes para la patria.

Comentarios

Entradas populares de este blog

BELÉN SANJUAN COLINA

AMELIA ROMÁN

HIMNO DEL ESTADO FALCÓN