FRANCISCO BELLORÍN

                                                  FRANCISCO BELLORÍN


Pintor y grabador. Realizó estudios de arte puro y artes gráficas en la Escuela Cristóbal Rojas (1957-1960).

El año 1960 recibió el Premio Club de los Leones en el XVIII Salón Arturo Michelena.

Una mención honorífica en el XXI Salón Oficial y un primer premio en el Salón de Jóvenes Pintores en Maracay.

En 1961 viajó a Europa y en París ingresó a la Escuela Superior de Bellas Artes por ocho meses. En 1962 se residenció en Roma, donde trabajó y estudió técnicas de grabado sobre metal en el taller de Atilio Giuliani. En 1963 viajó a España y cursa estudios de litografía en la Escuela Nacional de Artes Gráficas de Madrid. 

A finales de 1963 se traslada a Marruecos y, entre 1964 y 1965 se estableció en Bruselas y por un año estudió grabado en la Academia Real de Bellas Artes. En 1965 regresa a Venezuela y se radica en Maracaibo, dedicándose a la docencia en la Escuela de Artes Plásticas Julio Arraga hasta 1968. 

En 1967, con Francisco Hung y Carlos Contramaestre, expuso en el Museo de Arte de Bogotá y en el Salón del Concejo Municipal del Distrito de Maracaibo, como integrante del grupo 40 Grados a la Sombra. En 1969 participó en el XII Salón Julio T. Arze y comparte el primer premio con Francisco Hung. 

Sobre su obra pictórica, Juan Calzadilla considera que "lo importante en Bellorín es que entronca más a fondo en el espíritu surrealista, cosa que no se había producido nunca en el país. Bellorín trabaja con símbolos eróticos figurados —con tratamiento esencialmente dibujístico— en estilizaciones de formas vegetales animalizadas. 

El sexo femenino aparece abundantemente bajo el aspecto de frutas entreabiertas y dentadas" (1968, p. 198). En 1971 formó parte de "Confrontaciones 71", con Mercedes Pardo y Alirio Palacios, y en 1972 es becado por el Inciba y LUZ, para especializarse en técnicas gráficas; viaja a Ginebra (Suiza) y posteriomente a México (1973), donde realiza trabajos de investigación serigráfica y estampados de telas en la Escuela de Diseño y Artesanía de México.

En estos años trabaja sobre papel, variando dibujo y gráfica. En 1974 regresó a Venezuela, dirige el taller de serigrafía de LUZ y trabaja en la cátedra de fundamentos de diseño en la Escuela de Comunicación Social. Este mismo año expone una serie de litografías en el Centro del Grabado Contemporáneo en Ginebra (Suiza). 

En 1975 integró "Breve historia del grabado en metal" (MBA) y en 1976 la exposición itinerante "Artistas del oriente venezolano" organizada por la GAN. Desde 1978, junto a otros artistas zulianos, integra el grupo Nuevo Espacio. En 1980 participa en el I Salón de Artistas Plásticos de Occidente en Mérida, donde recibe el primer premio de pintura, y exhibe "La materia y el ensueño" en la GAN.

La obra de Bellorín logra fluidez a través de formas múltiples. El uso de manchas, líneas entrecruzadas y círculos sobre contornos cromáticos mantiene un ritmo de composiciones muy variado. Su trabajo es coherente aun cuando existen rupturas en su evolución. De un escenario totémico fatalista, en el cual prevalece el poder de los tótems sobre la vida humana, pasa al descubrimiento de la expansión de la percepción que se expresa en una creación lúdica. 

Estas dos etapas pertenecen a un momento histórico definido: la primera se asocia a una etapa mágico-cubista latinoamericana, que tuvo su manifiesto en los años cincuenta, centrado en la obra de Wifredo Lam y Oswaldo Vigas. La segunda, sin abandonar la expresión de mundos mágicos, se abre hacia percepciones luminosas donde luz y espacio están presentes en abundancia. 

En esta segunda fase, Bellorín crea universos cruzados por nítidas líneas rectas, vectores que sostienen al espacio en una clara composición. En la década de los ochenta participó en diferentes exposiciones, entre ellas "Indagación de la imagen (la figura, el ámbito, el objeto). Venezuela, 1680-1980. 

  • Exposición temática. 
  • Primera parte" (GAN, 1980) con Mujer sentada I (acrílico sobre tela, colección GAN),
  • "13 visiones, 13 lenguajes" (Galería Durban, 1982),
  • "Novísima iconografía" (Galería Euroamericana, 1983), en la Galería Donald Warren junto a Manuel Espinoza y Angelo Foong (Nueva York, 1986), y en 
  • la I Bienal de Guayana (1988). 
  • En 1992 participó en una colectiva en la Cité des Arts (París) y en el XXIV Festival Internacional de la Pintura (Canes-sur-Mer).


En 1996 el CAMLB organizó una retrospectiva de 60 trabajos (dibujos, serigrafías y pinturas) datados entre 1960 y 1995. "La pintura de Bellorín es lo que va quedando del flujo aluvional de una larga carrera creadora […]. La ejecución de estas pinturas es impecable, clara, segura, con mucho sentido del color y cuidadosamente compuesta, a veces con ciertas formas y elementos vueltos a tomar de obras precedentes, que se insertan y modifican en nuevas combinaciones bien articuladas. Pero, no es una pintura constructiva, ni tampoco es informal ni automática, aunque tenga algo de eso. Símbolos selváticos, fantasmales, libidinales, aparecen y desaparecen en la agitación o la serenidad de colores esplendentes. Es antes que nada pintura" (Erminy, 1996, p. 11).

Obra

Pintura

Comentarios

Entradas populares de este blog

BELÉN SANJUAN COLINA

CARMEN VICTORIA PÉREZ, ANIMADORA.