NUESTRA SEÑORA KNOTENLöSERIN

                                                                             Nuestra Señora Knotenlöserin

María, la que Desata los Nudos, o simplemente la Virgen Desatanudos, es una advocación mariana, perteneciente al grupo de las representaciones clásicas del dogma católico de la Inmaculada Concepción, LA CELEBRACIÓN ES EL 08 DE DICIEMBRE. 
El Papa Francisco llevó de Augsburg, Alemania, San Peter am Perlach, a Buenos Aires una tarjeta postal con esta imagen. En Buenos Aires encargó una copia de la imagen, la cual fue instalada en la iglesia de San José del Talar.


Origen y Significado de la Imagen

La imagen de María Desatanudos (Maria Knotenlöserin) es un cuadro de Johann Georg Melchior Schmidtner y data aproximadamente del año 1700. En éste puede verse a la Virgen María rodeada de ángeles pequeños protegida por la luz del Espíritu Santo. 
Se encuentra de pie, pisando la cabeza de la Serpiente. Un ángel a su izquierda le alcanza las cintas anudadas y otro ángel a su derecha recoge las cintas estiradas.
Abajo del cuadro puede apreciarse a un hombre caminando a oscuras guiado por la compañía de un Arcángel, lo cual nos remite a San Rafael Arcángel guiando en su camino a Tobías en su viaje. 
Esta imagen también puede interpretarse como la guía celestial por parte de los ángeles, auxiliares de Dios, en los oscuros caminos de la vida terrenal.
La imagen de María Desatanudos tiene una clara referencia a los problemas humanos que se simbolizan como energías que atascan el normal flujo de comunicación entre Dios y los humanos, representados en cintas que la Virgen desata y destraba con ayuda de los ángeles.

                                           ORACIÓN.



¿Cómo se reza la novena?
La oración de la novena está estrechamente unida a la oración del Santo Rosario, “compendio de todo el Evangelio” (Pablo VI,Marialis Cultus, 42): durante nueve días consecutivos el fiel rezará el Rosario junto a las oraciones de la novena a María desatadora de nudos.
Se inicia con el Signo de la Cruz y el Acto de contrición para pedir perdón a Dios por los pecados y disponer el alma a la oración. Luego se reza la “Súplica a María desatanudos” (se puede también rezar al final) y se inicia el Rosario con los misterios correspondientes al día de la semana.
Después de las primeras tres decenas (los primeros tres misterios) del Rosario se reza la oración “Meditación del primer día” (después del segundo, del tercero y así sucesivamente…) y se continúa con las últimas dos decenas del Rosario. Al final del quinto misterio se reza el “Salve Regina” y se concluye con una de las oraciones a María desatanudos presente en el librito.
Este esquema es una “guía” para ayudar a la oración y no una forma férrea e inmutable; la práctica exterior, de hecho, no es importante como la disposición interior del fiel que puede libremente moldear la oración sin miedo a invalidar la eficacia de la devoción.

SALVE REGINA!



Comentarios

Entradas populares de este blog

BELÉN SANJUAN COLINA

CARMEN VICTORIA PÉREZ, ANIMADORA.